sábado, 23 de enero de 2016

"EL TALISMÁN DEL TERROR" / "SCARED STIFF" (1987)


Cartel de la película...




Diferentes ediciones en VHS de la cinta...












Sinopsis: El psiquiatra David Young (Andrew Stevens) compra una antigua mansión en Charlesburg que antaño perteneció a George Masterson un poco escrupuloso comerciante que tenía esclavizados a sus trabajadores. Se muda a dicha mansión con su novia una cantante pop llamada Kate Cristopher, no tardarán en percibir las primeras apariciones en la casa y unas palomas en discordia. Kate (Mary Page Keller) va enloqueciendo poco a poco. En realidad el propio Masterson que fue asesinado durante una extraña sesión de Vodoo a manos de sus esclavos, está comenzando a poseer a su marido David.







Calificación: Dirección Richard Friedman. Guión de Mark Frost, Daniel F. Bacaner y Richard Friedman. Producida por Daniel F. Bacaner y Charles S. Carroll. Interpretada por: Nicole Fortier, Mary Page Keller, Josh Segal, David Ramsey y Andrew Stevens.








George Masterson, ejerciendo su legado de horror...








La película arranca el pistoletazo de salida con un flashback que nos lleva a la época de la trata de esclavos en la cual un despiadado terrateniente tratante de esclavos llamado George Masterson, tiene esclavizados a sus trabajadores. El mismo será asesinado en una inquietante sesión de Vodoo, a manos de sus propios esclavos. Quién siembra vientos recoge tempestades.






Automáticamente después de dicha introducción, la película se dirige hacia el presente y vemos un escenario muy concreto. El psiquiatra David  Young encarnado por el actor Andrew Stevens con una filmografía altamente interesante ("Masacre en Central High", "La Furia",  "Regen: Regeneración mortal", "Acoso infernal", entre un largo etcétera...) que trabaja en un psiquiátrico de aúpa y utiliza unos métodos muy poco ortodoxos.






David junto a su novia Kate Cristopher (Mary Page Keller) actriz muy frecuentemente vinculada al formato televisivo incluyendo las tv movies y las series de televisión. ("La mansión", "Veneno mortal", "Time Cop 2: la Decisión de Berlín.) Encarna a una cantante pop de los 80 para más señas, que  decide irse a vivir a una mansión en la cual en el pasado se produjeron hechos realmente extraños e inquietantes. Los cuáles la pareja lógicamente no tienen, ni la más remota idea de los mismos como suele suceder en la estadística habitual, de este tipo de filmes. Con ellos también va su hijo pequeño, el cual tendrá un papel decisivo en la cinta.






El caso es que una vez allí Kate empezará a tener visiones, y verá a un hombre apuesto que toca el piano, hasta en la ducha se lo encontrará y fantaseará que se acuesta con el suplantando la identidad de su marido, no llegando a discernir quién es quién, de modo que cada vez sienta más nerviosismo y confusión. Su marido cada vez más extrañado del comportamiento de su mujer junto los fantasmas que ella asegura ver, no hace más que acrecentar la tensión entre ellos, obteniendo un duelo interpretativo realmente interesante.






A renglón seguido, en dicha mansión hay una especie de desván en el cual está plagado de palomas que se hallaban tras un tabique, realmente inquietante el hecho de cómo han llegado hasta allí tanta ave. El caso es que allí se halla parte de un talismán que parece ser perteneció a una sesión de vodoo que tuvo lugar en la misma casa, en tiempos inmemoriales allá por 1800. Además aparecen un par de fiambres en esqueleto que pertenecen a la familia de George Masterson, cosa que hará que entre en escena una especie de inspector colombo pero en versión de hombre de color, un hombre con menos luces que un gato de porcelana. Dicho hombre tiene la peculiaridad de que cuando va a interrogar a cualquier sospechoso siempre busca un televisor para visionar lo que sea, con tal de evadirse de la situación. Curioso inspector.





A partir de aquí todo bien, pero para colmo de males a David se le mete dentro el espíritu de George Masterson cosa que hace que se compliquen las cosas sobre todo para su mujer que verá a David en la cama con el rostro de George Masterson. David todo fuera de si, se irá al psiquiátrico con ojos demoníacos y rictus amenazador. 





A continuación la película comienza a ganar enteros puesto que comienza el carrusel delirante de efectos especiales, látex, elementos oníricos que hace que la cinta que en un primer instante era previsible y un tanto agónica, se convierta en un producto ameno y lleno de situaciones terroríficas y estrafalarias a la vez.





El director de la cinta es Richard Friedman  que ha dirigido entre otros títulos: La comedia terrorífica "Doom Asylum" (1987),  la cinta de licántropos "Dark Wolf" (2003), el thriller de suspense "Halfway to Hell" (2013),  que todos estos títulos son buena muestra de su filmografía.







Entre las escenas a destacar hay una muy curiosa en la cual sale el amuleto de la película desde la pantalla del ordenador del hijo de Kate que está jugando a un juego que se llama "Los halcones del cielo" y súbitamente saldrá en pantalla y volverá a entrar una especie de amuleto tridimensional de color fósforo verde muy en boga en aquéllos años 80, que se desplazará a su antojo por toda la estancia de la habitación. Situación que dejará perplejos a madre e hijo, de modo que cuando el padre entre en la habitación no creerá lógicamente lo sucedido.







Otra escena muy divertida es la que hace referencia al pasillo de la mansión la cual está plagada de puertas, y de allí sale todo un muestrario de situaciones grotescas de alto voltaje. Monstruos de látex que rozan el esperpento, puertas que comunican con otras dimensiones espacio tiempo. De hecho hay una relacionada con la selva en la cual una tribu custodiaba el amuleto en discordia de la cinta, también podremos observar un equipo de cine al completo compuesto de cámara, director, asistente de dirección, qué no se sabe que demonios hace por allí  (Ver para creer). 






En relación a los efectos especiales cabe decir que son puramente artesanales. Maquillajes a Go Gó, efectos computerizados de los años 80 que son puro videoclip, látex a mansalva... Vamos todo una gozada de efectos entrañables.






Las interpretaciones destacaremos que son bastante aceptables en un contexto general. Todo ello junto con una música de corte de suspense, que recrea una atmósfera terrorífica que es de agradecer.






Sintetizando un filme un tanto previsible, que a pesar de sus carencias de subproducto logra entretener por su trama ágil, buenas interpretaciones, efectos artesanales y desenlace original. 





Un filme de los años 80 a descubrir. Os gustará.












El auténtico rostro de David Young...


video











Escena delirante en el corredor de la mansión. Impagable.



video

No hay comentarios:

Publicar un comentario